• 1
  • 2
  • 3

María Elena Yrízar Arias

Hablar de la valiente y admirada periodista Elena Poniatowska Amor nos remonta al  testimonio de la crónica más completa y  emocionante sobre el movimiento estudiantil de la tarde del miércoles 2 de octubre de 1968 y de la matanza de ese día, en la Plaza de las Tres Culturas y Conjunto Habitacional de Nonualco-Tlatelolco, en la Ciudad de México, con la presencia de aproximadamente diez mil personas que se congregaron en la explanada de la plaza para escuchar a los oradores estudiantiles del Consejo Nacional de Huelga, los que desde el balcón del tercer piso del edificio Chihuahua se dirigían a la multitud compuesta en su gran mayoría por estudiantes, hombres y mujeres, niños y  adultos.

En el texto La noche de Tlatelolco, Poniatowska da testimonio de una crónica donde nos narra los múltiples hechos sobre la tragedia que cambió la historia de México y sobre el crimen de Estado que le puso fin al mitin político del  movimiento estudiantil, usando la fuerza pública del Ejercito y policías, matando a miles de  personas tan sólo a 10 días de la inauguración de la XIX Olimpiada, que fue un evento multideportivo internacional, celebrado en la capital mexicana, del 12 y el 27 de octubre de 1968.

María Elena Yrízar Arias

Desde tiempos bíblicos de Moisés (1,300 ac) el libertador de los judíos que sufrían la esclavitud en Egipto dio a conocer a su pueblo los diez mandamientos de la ley de Dios, que han servido de base histórica para regular el comportamiento humano de las culturas derivadas principalmente del judaísmo y el cristianismo. Ese decálogo contiene instrucciones como adorar sólo a Dios sobre todas las cosas y guardar el día de reposo, así como también contiene prohibiciones en contra del asesinato, robo, deshonestidad y  adulterio. La anterior ideología coincide con la mayoría de los principios morales y religiosos de líderes como Buda, Mahoma, el patriarca Abraham y Jesús de Nazaret que han quedado plasmados en varios libros como el Corán, la Torah, el Talmud, la misma Biblia. Todos estos textos contienen principios morales o éticos que sobreviven en la actualidad y que son fuentes fundamentales del actual derecho.

En la filosofía occidental se destacó Aristóteles (384 a 322 ac), quien abordó el tema de la ética individual, desde la perspectiva de una justicia dentro del alma y la ética pública, con una compleja Teoría del Estado. Se puede entender a la ética como la disciplina filosófica que estudia el bien y el mal y sus relaciones con la moral y el comportamiento humano, así la ética estudia: lo qué es un acto moral, cómo se justifica racionalmente un sistema moral, y cómo se ha de aplicar posteriormente a nivel individual y a nivel social. Por lo tanto, la ética tiene como objetivo el observar los actos que el ser humano realiza de modo consciente y libre (es decir, aquellos actos sobre los que ejerce de algún modo un control racional). No se limita sólo a ver cómo se realizan esos actos, sino que busca emitir un juicio de valor que determine si un acto ha sido éticamente bueno o malo.

 

Por Tonatiuh Rangel Tovias 

Aunque no es mala palabra, pero la utilizó en un recinto oficial, en un Congreso, y como luego se dice ya se estaba tardando. El diputado del PRD, Sergio Desfassiux Cabello arremetió en el Pleno contra Oscar Bautista Villegas. Desfassiux: -¡No me vuelvas a callar, cabrón. Tú no eres nadie para callarme! Y Oscar, disciplinado como todo un PRI, aguantó vara. Me imagino que ha de haber dicho: Soy un Cabro grandote… Dijo el procurador de justicia en el estado, Federico Garza Herrera, que a partir del próximo lunes habrá rotación de agentes del ministerio público que han sido señalados por presidentes municipales de corruptos. El procurador pretende aumentarles el sueldo para que no se corrompan, esto  en caso de reducir los 280 agentes del ministerio público que existen en el estado a la mitad. Rotar a ministerio público a agentes del ministerio público por corrutos, es como premiarlos en lugar de procesarlos. Existen representantes sociales o ministerios públicos honestos, pero son contadísimos. Y se espera que los que serán rotados no lleguen a Matehuala, se lo piden por el amor de Dios al señor “procurador”, como decía el ya fallecido muerto…