martes 26 octubre 2021

PRESENTA SS RECOMENDACIONES PARA UNA ALIMENTACIÓN SANA DURANTE EL VERANO

Durante la temporada de calor, los Servicios de Salud en el Estado emiten una serie de recomendaciones para la ingesta de alimentos de forma sana, variada y saludable, tomando en cuenta la importancia de mantener en buen estado los productos de consumo.

Primeramente, hacen énfasis en la importancia del consumo de agua natural, para evitar una deshidratación o descompensación del cuerpo ocasionado por las altas temperaturas de la temporada. Así mismo debemos de priorizar el consumo de alimentos frescos, en especial de frutas y verduras ya que son ricas en agua, vitaminas y minerales que se pierden mediante el sudor; los alimentos básicos como los cereales y los alimentos de origen animal no deben de ser eliminados de la dieta habitual. Se deben de evitar las bebidas azucaradas y/o carbonatadas con la falsa creencia de que son más refrescantes y quitan de manera más rápida la sed.

La Obesidad y el Sobrepeso son el sexto factor principal de riesgo de defunción en el mundo ya que su incidencia se ha incrementado dramáticamente en los últimos años, debido a los cambios en el estilo de vida, que propicia una escasa actividad física y sobre todo una alimentación no saludable.

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2018 (ENSANUT 2018), en México el porcentaje de Sobrepeso y Obesidad en los niños de 0 a 4 años de edad es del 8.2%, en el caso de la población de 5 a 11 años es de 35.6%, en los jóvenes de 12 a 19 años aumenta a 38.4% y en las personas mayores de 20 años este porcentaje aumenta hasta un 75.2% lo que significa que por cada 100 personas 75 padecen Sobrepeso u Obesidad.

Igualmente, al momento de ingerir alimentos en la calle, ya que por las altas temperaturas estos tienden a descomponerse de manera más rápida y muchas veces sin darnos cuenta así los consumimos, lo que posiblemente pueda provocar alteraciones en nuestro organismo como intoxicaciones y malestares estomacales.

Por eso el llamado de las autoridades de Salud, a organizar su tiempo, su alimentación y el control de su fortaleza nutricional, es fundamental que la ciudadanía se sensibilice y tome conciencia de que lo que come hoy, el día de mañana es la energía que le dará defensas e inmunidad para continuar con su rol familiar, laboral y social.

En casa, se recomienda tener más precaución a la hora de preparar los alimentos, en el caso de las frutas y verduras se debe poner atención al momento de lavarlas y desinfectarlas, también se debe de tener cuidado con los alimentos de origen animal, de no consumirlos crudos y/o en mal estado ya que pueden ser portadores de bacterias y parásitos por lo que es necesario someterlos a un adecuado proceso de cocción.